Lumbalgias cronicas

LUMBALGIAS CRÓNICAS

Muchas personas sufren lumbalgias crónicas que se repiten una y otra vez, sin causa aparente que las provoquen. Es una de las principales causas de incapacidad, y motivo habitual de consulta en nuestras instalaciones.
Esta dolencia tiene altos índices de incapacidad laboral, además de disminuir considerablemente la calidad de vida de los pacientes que la sufren.

Pero, ¿qué es una lumbalgia? Lumbalgia significa dolor lumbar. Suele ir acompañado de rigidez, dificultad para realizar movimientos del tronco y en ocasiones dolor irradiado a las piernas.

La siguiente cuestión que debemos plantearnos es cuáles son las principales causas por las que se padece una lumbalgia. Y sobre todo, porque hay personas que sufren lumbalgias crónicas recidivantes.

En osteopatía tratamos de buscar el origen del problema que nos está provocando ese síntoma, y adecuamos nuestro tratamiento. Cada paciente necesita un tratamiento individual y personalizado. Así como hay distintas causas, debe haber distintos tratamientos.

lumbalgiacronica

Lumbalgias crónicas

CAUSAS LUMBALGIAS

Entre las causas más habituales de lumbalgias tenemos:
– Problema biomecánico: realizamos un mal gesto, levantamos un peso de forma inadecuada o mantenemos una posición forzada durante un tiempo más o menos prolongado. Como consecuencia, se produce un bloqueo entre las articulaciones que unen las vértebras. Suele ir acompañado de un fuerte espasmo de la musculatura relacionada.
– Problemas discales: hernias o protrusiones nos pueden producir bloqueos y dolores lumbares muy severos, aunque no hay que olvidar que podemos tener hernias asintomáticas.
– Problemas degenerativos, como artrosis. Habitualmente se producen por la edad, aunque también influyen otros factores, como malas posiciones mantenidas o gestos repetitivos. Por esto, es común que aparezca degeneración articular en edades más tempranas.

– No hay que olvidar un factor más, que en ocasiones no se tiene en cuenta, y es que el dolor lumbar puede tener un origen visceral: intestino, próstata, útero o riñón pueden ser órganos clave en este problema.
Un problema habitual como es el estreñimiento puede ser el causante una lumbalgia crónica. En estos casos hay tensiones musculares y fasciales continuas que favorecen la cronicidad del problema, y en ocasiones un mínimo gesto es suficiente para provocar la lesión.
Los distintos órganos del cuerpo se pueden ver afectados por mala alimentación, estrés, alcohol o tabaco. Nuestro tratamiento irá destinado tanto a aliviar tensiones musculares o bloqueos articulares de la columna, como a mejorar el funcionamiento de la víscera afectada y liberarla de las tensiones con las estructuras que la rodean.

2018-03-20T09:17:18+00:00 Salud|